Shiba Inu (SHIB), un derivado del token Dogecoin (DOGE), alcanzó un máximo histórico luego de un aumento de precios de más del 46% en solo dos días. El par comercial SHIB / USD se valoró más alto en $ 0.00003941 durante el cierre de esta edición.

El último salto de precio del token SHIB se atribuye a una tendencia alcista en curso desde el 15 de octubre, que ayudó a que el valor de la criptomoneda se recuperara en más del 26%. Desde el 17 de octubre, SHIB mantuvo el soporte de una semana en aproximadamente $ 0.00002796 antes de reanudar la carrera alcista a su máximo histórico.

En los últimos siete días, el valor de mercado de Shiba Inu aumentó más del 50% y actualmente se ubica como la decimotercera criptomoneda más grande en términos de capitalización de mercado, a solo tres posiciones de Dogecoin.

Actualmente, Shiba Inu tiene la mayor oferta circulante de casi 395 billones. En septiembre, el token inspirado en Dogecoin saltó un 40% después de que Elon Musk, CEO de Tesla, tuiteó sobre la llegada de un nuevo cachorro de Shiba Inu llamado Floki.

Floki ha llegado pic.twitter.com/2MiUKb91FT

– Elon Musk (@elonmusk) 12 de septiembre de 2021

Un análisis de Cointelegraph del 18 de octubre prevé que el token SHIB apunte a la marca de $ 0.00005200, determinada por un rebote esperado después de la temporada de ventas masivas.

Relacionado: Las criptomonedas son imposibles de destruir, dice el CEO de Tesla, Elon Musk

El crecimiento de Dogecoin y Shiba Inu se atribuye principalmente al apoyo del CEO de Tesla, Elon Musk. En una conferencia reciente organizada en California, Musk dijo:

“No es posible, creo, destruir las criptomonedas, pero es posible que los gobiernos desaceleren su avance”.

Además, el empresario cree que el gobierno de Estados Unidos no debería “hacer nada” para regular las criptomonedas.